Eliud Kipchoge, la leyenda del maratón

En este blog se han dedicado varias entradas al keniano Eliud Kipchoge (1984), para plantear si era el mejor corredor de maratón de la historia (ya no hay dudas), cuando corrió los 42.195 m por debajo de 2 horas extraoficialmente y tras su sorprendente derrota en el maratón de Londres de 2020. Sin embargo nunca se había hecho una entrada con una semblanza sobre su sobresaliente carrera deportiva. Su nueva plusmarca mundial de maratón de 2h01:09 bien se merece contar todos sus logros atléticos desde el lejano año 2003.

Eliud Kipchoge nació en Kapsisiywa, condado de Nadi, el 5 de noviembre de 1984. Como muchos niños kenianos tenía que recorrer una buena distancia para llegar a la escuela, en su caso seis kilómetros de ida y vuelta, por lo que el pedestrismo llegó a su vida de forma natural. En 2001 se encontró a una persona que sería clave en su vida, el entrenador, plata olímpica en obstáculos en 1992, Patrick Sang (1964), quien, a partir de entonces, dirigiría sabiamente la carrera atlética del joven Eliud. Los resultados no se hicieron esperar. En 2002, ocupaba la quinta posición en el Mundial de Campo a Través, categoría sub20. No pudo acudir al Mundial en pista de la categoría por problemas físicos. Pese a ello, terminó el año con unos magníficos 13:13.03. Su ausencia del Mundial importó poco, porque al año siguiente estaba en uno nuevo, el absoluto al aire libre en la distancia de 5000 m. En la temporada invernal de ese año 2003 se había proclamado campeón mundial de campo a través sub20. Pese a haber realizado poco antes del Mundial de pista al aire libre unos excelentes 12:52.61, plusmarca mundial sub20 y quinta mejor marca de ese año, nadie consideraba al joven keniano candidato al oro. Se esperaba un gran duelo entre el marroquí, plusmarquista y campeón mundial de 1500 m, Hicham El Guerrouj (1974), acreditado ese mismo año en 12:50.24, y el etíope, campeón mundial de 10 000, Kenenisa Bekele (1982), 12:52.24 ese 2003. La final fue rapidísima. A falta de dos vueltas El Guerrouj decidió avivar más el ritmo y se colocó en cabeza. Al comenzar los últimos 400 m, el ritmo del marroquí había conseguido poner a todos sus rivales en fila, pero no lograba despegarse de Kipchoge ni de Bekele. Al entrar en la recta final, los tres estaban igualadísimos, aunque El Guerrouj seguía delante. Un terrible mano a mano entre este y Kipchoge acabó con la victoria del keniano por 0.04, 12:52.79 frente a 12:52.83, con Bekele tercero 12:53.11.

Kipchoge en una temporada había pasado de ser un buen corredor sub20 a incorporarse a la élite mundial. Sin embargo, el camino hacia lo más alto sería más largo de lo que se podría haber esperado aquella tarde de agosto de 2003. En 2004, llegó a la final olímpica con 12:46.53, segunda mejor marca del año, que a la postre resultaría la mejor suya de siempre, tras la plusmarca mundial de Bekele de 12:37.35. Este se presentó en los 5000 m de los Juegos de Atenas con el oro en los 10 000 m y El Guerrouj con un trabajadísimo oro en los 1500 m. Esta vez Kipchoge sí contaba para la victoria final, pero en una carrera lenta se vio superado tanto por el marroquí, como por el etíope, si bien peleó en una trepidante última recta hasta el final. Los tiempos fueron El Guerrouj 13:14.39, Bekele 13:14.59 y Kipchoge 13:15.10.

Un oro mundialista y un bronce olímpico son un extraordinario logro para cualquier atleta, pero mucho más si aún no se han cumplido los veinte años. Kipchoge se perfilaba como el posible dominador de las carreras de fondo en pista en las temporadas venideras. En los años siguientes el keniano fue un asiduo visitante de los podios en campeonatos de ámbito mundial. En 2006 se hizo con el bronce en el Mundial en sala, con 7:42.58, a 3.26 del ganador, Kenenisa Bekele. En 2007 fue plata en el Mundial al aire libre a 0.13 del ganador, el ya entonces estadounidense Bernard Lagat (1974), en una lentísima carrera, 13:45.87 por 13:46.00. En los Juegos Olímpicos de 2008 subió un peldaño respecto a la edición anterior y fue segundo a cierta distancia de Bekele, 12:57.82, frente a 13:02.80.

Esta plata olímpica fue, sin embargo, la última medalla que conseguiría Kipchoge en la pista. En los Mundiales de 2005 y 2007 fue quinto y séptimo, respectivamente en los 5000 m y no logró clasificarse para los Juegos de 2012. Esta merma de rendimiento en los 5000 m probablemente hizo que se replantease su carrera atlética y que se pasase al maratón. La transición fue bastante rápida. Sus últimas carreras de 5000 y 10 000 m, en esta última prueba había acreditado 26:49.02 en 2007, fueron en 2012. No volvió a tocar la pista desde entonces. Ese mismo año, el 1 de septiembre realizó 59:25 en medio maratón. Un mes después fue sexto en el campeonato del mundo de la distancia. El 17 de abril de 2013 Eliud Kipchoge corría su primer maratón, en Hamburgo. Difícilmente podría haberlo hecho mejor, ganador con 2h05:30. El 29 de septiembre volvía a Alemania, esta vez a Berlín, a disputar un nuevo maratón. Mejoró hasta 2h04:05, si bien resultó batido por su compatriota Wilson Kipsang Kiprotich (1982), quien con 2h03:23 se hacía con la plusmarca mundial.

El pase al maratón había obtenido un excelente resultado. Con tan solo dos carreras estaba codeándose con los mejores y a 42 segundos de la plusmarca mundial. En 2014 volvió a correr dos maratones, con sendos primeros puestos, Rotterdam, 2h05:00 y Chicago, 2h04:11. A partir de entonces, con la excepción de dos medios maratones, su preparación ha ido encaminada a disputar dos maratones al año, de los que ha ganado todos menos uno. En 2015, Londres 2h04:42 y Berlín 2h04:00. En 2016, Londres, 2h03:05, a 8 segundos de la plusmarca mundial del también keniano Denis Kimetto (1984) y el oro olímpico en Río, 2h08:44, su tercera medalla en los Juegos, primera de oro. Su victoria fue contundente, con una ventaja de 1:10 sobre el segundo, el etíope Feyisa Lilesa (1990).

En el año posolímpico, Kipchoge cambió ligeramente su rutina, sustituyendo el maratón de primavera por un intento no oficial de bajar de dos horas en una carrera preparada de 42 195 m en el circuito de Fórmula I de Monza. Se vería ayudado por un prototipo de zapatilla, por liebres de entrada y salida y por coches que le bloqueaban el viento. Se quedó muy cerca de su objetivo, 2h00:25. En otoño volvió al maratón oficial con una nueva victoria en Berlín, 2h03:32.

En 2018 tras calentar en Londres con nueva victoria, 2h04:17, consiguió en Berlín su primera plusmarca mundial, 2h01:39, 1:18 menos que Kimetto, tras un pase de 1h01:06 en la mitad de la prueba. El ritmo medio por kilómetro fue de 2:52.98.

En 2019 Kipchoge volvió a ganar en Londres, con la que en aquel momento era la segunda mejor marca de la historia, 2h02:37. En octubre renunció a Berlín para intentar, en una nueva carrera preparada, como en Monza, intentar romper la barrera de las dos horas. Esta vez sería en el Prater vienés. Su viejo rival, Kenenisa Bekele, que se había pasado a la distancia más larga, sacó partido de la ausencia del keniano en la capital de Alemania y se hizo con la victoria en un tiempo de 2h01:41, a apenas dos segundos de la plusmarca mundial de Kipchoge. El Keniano sí cumplió su objetivo en Viena, al acabar los 42 195 m en 1h59:41, a 2:50.16 cada kilómetro.

La pandemia por SARS Cov2 llevó a suspender casi toda la actividad atlética de 2020. Entre las excepciones se encontraba el maratón de Londres, que se trasladó de la primavera al 4 de octubre. Se anunció un gran duelo entre Kipchoge, que no había competido ese año, y Bekele, pero el etíope renunció dos días antes, alegando problemas físicos. Se esperaba una fácil victoria del keniano, pero saltó la sorpresa y, en un circuito de algo más de dos kilómetros en Saint James Park, solo pudo ser octavo, 2h06:49, a 1:08 del vencedor, el etíope Shura Kitara (1996). Si tenía algún problema, no se hizo público. Esta fue la segunda y, hasta ahora, última derrota de Kipchoge en la distancia.

En 2021 Kipchoge continuó siendo el de siempre, son sus dos maratones anuales. Ganó en Enschede (Países Bajos), 2h04:30. En los Juegos de Tokio, trasladados a esta temporada, se impuso fácilmente en el maratón celebrado en Sapporo, 2h08:38. Su ventaja sobre el segundo clasificado, en neerlandés Abdi Nageeye (1989) fue de 1:20.

Kipchoge volvió a Japón esta misma temporada de 2022, el 6 de marzo, para correr el maratón de Tokio. No perdió las buenas costumbres y ganó con 2h02:40. Este 25 de septiembre, en Berlín, anunció que intentaría mejorar su plusmarca mundial. Visto el pase de 59:51 en la primera parte de la prueba, su idea era bajar de las dos horas. En los últimos kilómetros aflojó, sin embargo, el ritmo y terminó en unos no menos magníficos 2h01:09, 30 segundos menos que su anterior tiempo, una media de 2:52.27 cada kilómetro. Tal vez con una primera mitad algo más lenta había podido realizar alrededor de 2h00:30, pero es evidente que se ve capaz de romper legalmente la barrera de las dos horas.

Ya antes de su actuación en Berlín este año, Eliud Kipchoge era la leyenda del maratón. Sin incluir las dos carreras de exhibición, ha ganado quince de los diecisiete maratones que ha disputado y ha sido campeón olímpico en dos ocasiones. Pero la leyenda continúa. Tal vez siga pensando que la barrera de las dos horas es posible y lo vuelva a intentar. De los grandes maratones le falta por ganar en Boston y en Nueva York. Y podría intentar un tercer oro olímpico, en los que serían sus quintos juegos. Tendría 39 años, pero para este hombre austero no parece que haya límites. Durante la semana vive en Kaptagat donde, según sus propias palabras, cuando no está entrenando lee y los fines de semana se reúne con su familia en El Doret, a 25 Km de su lugar de entrenamiento. Nos seguirá sorprendiendo.

Carreras de maratón de Kipchoge

2013 Hamburgo 1º 2:05:30 21 04 2013
2013 Berlín 2º 2:04:05 29 09 2013
2014 Rotterdam 1º 2:05:00 13 04 2014
2014 Chicago 1º 2:04:11 12 09 2014
2015 Londres 1º 2:04:42 26 04 2014
2015 Berlín 1º 2:04:00 27 09 2015
2016 Londres 1º 2:03:05 24 04 2016
2016 Juegos Olímpicos Río 1º 2:08:44 21 08 2016
2017 Exhibición Monza 2:00:25* 06 04 2017
2017 Berlín 1º 2:03:32 24 09 2017
2018 Londres 1º 2:04:17 22 04 2018
2018 Berlín 1º 2:01:39** 16 09 2018
2019 Londres 1º 2:02:37 28 04 2018
2019 Exhibición Viena 1:59:40* 12 09 2019
2020 Londres 8º 2:06:49 04 10 2020
2021 Enschede 1º 2:04:30 21 04 2021
2021 Juegos Olímpicos Tokio (Sapporo)* 1º 2:08:38 08 08 2021
2022 Tokio** 1º 2:02:40 06 04 2022

2022 Berlín 1st 2:01:09** 25 09 2022

*Tiempo no homologable
**Plusmarca mundial
***Oficialmente Juegos Olímpicos de Tokio 2020. La prueba de maratón tuvo lugar en Sapporo
****Oficialmente Maratón de Tokio 2021. Se pospuso a 2022 por la pandemia

Anuncio publicitario

Un comentario en “Eliud Kipchoge, la leyenda del maratón

  1. Pingback: Valencia continúa su escalada mundial en las carreras de fondo – Historias del atletismo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s